BATNAYA: El último baluarte de la destrucción islámica en la Llanura de Nínive resurge de las cenizas.

DONA AQUÍ